Pulsa «Intro» para saltar al contenido

AMLO pausa la prohibición del glifosato: La importación continúa hasta hallar alternativas viables

CDMX a 1 d abril, 2024.- El presidente Andrés Manuel López Obrador ha anunciado una pausa en la prohibición del glifosato en México, un tema que ha generado un intenso debate en el país. Esta decisión permite la continuación de la importación del controvertido herbicida, utilizado ampliamente en la agricultura, hasta que la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) apruebe tres sustitutos potenciales para el químico.

 

El decreto de 2019 que buscaba eliminar gradualmente el uso del glifosato por sus posibles efectos adversos en la salud y el medio ambiente ha enfrentado fuertes críticas de parte del sector agrícola. Los productores argumentan que, sin un sustituto efectivo, las cosechas de granos y otros productos agrícolas, como algunas legumbres, podrían verse seriamente afectadas, reduciendo el rendimiento hasta en un 45% debido a la competencia con las malezas.

 

La Secretaría de Economía ha respaldado la recomendación de continuar con la importación de glifosato para asegurar la autosuficiencia de producción agrícola del país. Esta decisión subraya la complejidad de equilibrar los objetivos de sustentabilidad ambiental con las necesidades prácticas de la agricultura a gran escala.

 

Mientras tanto, la Cofepris trabaja en la evaluación de tres alternativas al glifosato, lo cual podría marcar un punto de inflexión en la política agrícola y ambiental de México. La aprobación de estos sustitutos no solo permitiría la prohibición definitiva de la importación del glifosato sino que también abriría el camino hacia prácticas agrícolas más sostenibles y seguras.

 

La postura del presidente López Obrador refleja un enfoque cauteloso, priorizando tanto la seguridad alimentaria como la protección ambiental. Sin embargo, esta «pausa» en la prohibición ha generado un debate entre ambientalistas, quienes presionan por una acción más rápida, y agricultores, que buscan soluciones prácticas para mantener su productividad.

 

La resolución de este dilema no será sencilla, pero el compromiso de encontrar alternativas seguras al glifosato podría ser un paso significativo hacia una agricultura sostenible en México. Mientras tanto, el país se mantiene a la espera de la decisión de la Cofepris y del desarrollo de estrategias agrícolas que equilibren la producción con la protección del medio ambiente y la salud pública.

 

 

 

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *